5 may. 2012

Motivación barata (Parte 1) ¿Las mujeres te van a comer?



Después de dejar un rato el blog (para ser mas precisos, casi un año), he regresado por fin, ¡He regresado!

Siendo sincero no tengo nada de material nuevo preparado pero si una mente fresca y regenerada. Me he leído prácticamente todos los libros de seducción existentes en las librerías de mi ciudad y aparte de que ya tengo una columna en la revista Men's Health (por ahí nos leemos pronto) y por otras publicaciones en México, Argentina y los Estados Unidos.

Ya dejando de mostrar mi egocentrismo alimentado por la regeneración de mi mente, les quiero comentar un enfoque, un tanto simple cierto pero que te puede ayudar a cambiar la actitud en esos momentos incómodos. Sí, estoy hablando de mi primera entrega de "Motivación barata".

Ya muchos de los pocos fieles lectores que quedan se preguntaran ¿Qué es eso? ¿Es una broma? No. Esta serie de artículos se va a llamar "Motivación barata" por el simple hecho de que vamos a darle un cierto "valor" a todos aquellos consejos de toda la vida, eso si, con una pizca de sal. ¿Para qué? Qué es más fácil que aprender a utilizar los limones que están en tu cocina, simple, puedes hacer limonada, cocinar algún postre o solo lanzárselos a los vecinos por la ventana. Eso es lo que yo busco, saber utilizar cosas básicas que siempre han estado rodeándonos como lunas en un planeta, así que empecemos.

Caso hipotético #1

"Me da miedo hablar con las mujeres, no sé que decirles... Mejor me hago homosexual..." Bueno tampoco un caso tan extremo...

Empecemos de nuevo "Me da miedo hablar con las mujeres, no sé que decirles... ¿Qué puedo hacer?"

El consejo de toda la vida que nos ha dado nuestro padre o nuestros amigos es: "Las mujeres no te van a comer" ¡Exacto! Las mujeres no te van a comer. ¿Pero por qué el miedo? ahora te explico.

Todas las relaciones han iniciado con el mismo principio, el hombre conoce a la mujer, luego le habla, la invita a salir, y bueno, ya te sabes el resto de la historia. Tus papás se conocieron de la misma forma y tal vez en un futuro esta sea la regla del todo sobre las relaciones, pero hay gente en este salvaje mundo que no puede comprender esta simple estructura y cree que el problema está en el como funciona, y no en si mismos. Si crees que "eres feo", "no tienes dinero", no eres divertido", "no sabes que decir" "no no se que..." puedes seguir leyendo el artículo, si piensas lo contrario mejor ponte a ver un par de pelis porno y quédate encerrado en tu cuarto lamentándote tu infortunio con las mujeres.

Los hombres creemos que las mujeres solo se fijan en los tipos guapos de la televisión. desde ahorita aclaro de que esta es una de las creencias mas erróneas que se pueden tener. Las mujeres lo que buscan es la felicidad de compartir con un hombre que las haga sentir plenas, libres y cómodas. ¿Cómo una mujer se puede sentir así al lado de un tipo que tiene en la cabeza el que tiene que decir y como no equivocarse en el intento? La respuesta fácil, simple y pragmática, es ¡Háblale!.

No te preocupes si te sales del libreto y la terminas "regando". Te aseguro que se aprende más de los errores que del éxito. Si aprendes a disfrutar de la compañía de alguien y te quitas esa idea de que la próxima palabra que vas a decir va a depender tu futuro, ya tienes el 50% del éxito con las mujeres, ahora solo falta que arregles tu imagen, no solo física, si no la que va de adentro hacia afuera.

Ve al gimnasio, habla por el simple placer de hablar con la anciana que ayudas a cruzar la calle todas las mañanas, sal con tus amigos a divertirte, ve a un bar, yo no sé. El secreto del Gran Seductor es que él no vive para las mujeres, las mujeres viven para él

Recuerda, abre la boca cuando estés cómodo y si nunca estas cómodo, ponte a pensar que es lo que está mal contigo e intenta arreglarlo.

Un abrazo y éxito!

1 comentario: